Al paso del tiempo del sexenio de Luis Echeverría, se presentaron movimientos sindicales en los centros de estudios superiores. Las causas que promovieron estas acciones fueron el aumento de los salarios, contratación colectiva y el reconocimiento de la organización sindical en los casos de varias Universidades.

Luis Echeverría se acercó a las capas medias urbanas impulsando una política de incrementos importantes en los subsidios a las universidades, que tuvo como resultado el crecimiento acelerado de la matrícula; a pesar de este acercamiento las universidades ratificaron su actividad política antigubernamental.

El surgimiento de sindicatos universitarios, llevó a cabo un cambio significativo en la  estructura de las universidades, representando un nuevo poder político-sindical que afectó considerablemente al poder de las burocracias universitarias. Ello derivó en un movimiento sindical sin precedente que se extendió prácticamente a todas las universidades del país, en el que Echeverría vió el nacimiento, fortalecimiento y consolidación del sindicalismo universitario con características dirigidas hacia una militancia en las filas del movimiento independiente del Estado y alejado, por lo tanto, del movimiento obrero oficial.

El estado justificó el nacimiento de la UAM diciendo que la principal institución educativa del país, es decir la UNAM, no podía crecer más, debido a que el incremento del número de empleados, alumnos y profesores la convertiría a corto plazo en una entidad incontrolable, con conflictos nacidos de su gigantismo por lo que era necesario crear instituciones que absorbieran la demanda que agobiaba a la UNAM y al Politécnico; es por estas circunstancias que se crea la Universidad Autónoma Metropolitana.

La Universidad quedó estructurada a partir de tres unidades académicas, en forma física, e independientes ubicadas en Iztapalapa, Xochimilco y Azcapotzalco, calculando que la UAM absorbería a más de 17 mil alumnos para cada una de éstas unidades; logrando, con ello, satisfacer la demanda de educación superior, donde los alumnos tendrían más oportunidades de cursar varias carreras. También se determinó que la Rectoría General controlaría totalmente la actividad burocrática, con la finalidad de mantener el control sobre el conjunto de las unidades académicas de la UAM.

Conoce más sobre la historia de nuestro sindicato

 

COMMENTS ARE OFF THIS POST